Vinos y jóvenes ¿esa extraña pareja?

Jóvenes y vinoEstoy cansada de que la gente siempre se pregunte: ¿por qué no conseguimos que los jóvenes beban vino como hacen con la cerveza o el gintónic?
Pues primero de todo, por favor, no se lo preguntéis a enólogos expertos de sesenta años cuando hagáis mesas redondas al respeto. Preguntadlo a los que han nacido después del 80. Y no a alguien que sea sumiller o tenga un contacto más que familiar con el vino. Si no a alguien que tenga otra profesión. Verónica es periodista cultural de Vic, tiene 35 años, una hija de un año y medio y su marido no bebe.
¿Qué haces cuando sales del trabajo?
– Casi no tengo tiempo, pero como máximo a veces consigo hacer una birra rápida con los amigos
¿Y por qué no un vino?
– Pues es verdad, me encanta el vino blanco, pero me parece que le tengo que dedicar tiempo y la mayoría de las veces ni caigo, lo más fácil es pedir una caña como hacen todos. ¡Es tan refrescante! Y el primer sorbo es el mejor
Se lo pregunto a chavales amigos de mis primos de veintitrés años.
– Es que el vino es muy caro
– ¿Cuánto te ha costado la última copa que has pedido al salir de marcha?
– Un gintónic con muchos ingredientes entre ellos una tónica Premium por once euros
– Pues tendrías para una buena botella de la DO Costers del Segre con unos seis meses de buena crianza, y lo podrías compartir con tus colegas en casa. Pero no en estas copas de tubo…
– ¿Ves cómo esto del vino es complicado?, me contestan y yo, no creo que sea más complicado que los batidos que comparten en las redes o hacer un buen matcha latte. Pero “crea fama y échate a dormir”, dicen.

Habla su lengua

Vino blancoInfografía como solución
Le pregunto a Jordi Català, periodista, profesor universitario e infografista enogastronómico qué entendemos por infografía. “Es comunicar visualmente, es decir, consiste en trasladar información mediante las imágenes mediante el uso de diagramas, gráficos, ilustraciones, fotografías y textos”. Una manera directa, rápida, sintética y atractiva de explicar cosas. “Se fija en la memoria un 80% que la información leída o oída y puede ser animada, interactiva y multimedia.
“Todo es infografiable” es la premisa del gran Jordi Catalán. De un vino se puede explicar absolutamente todo: características, historia, terruño, origen, vendimia, variedades, creadores, envejecimiento, procesos, cara con color, roma y sabor, maridajes, cualidades organolépticas. Sus catas visuales, como las que ha realizado para Jean Leon son el mejor ejemplo a seguir para comunicar el vino a los jóvenes y no tan jóvenes.
Lo más:
– Wine Folly de Madeline Puckette es toda una revolución en el lenguaje vinícola.
Su lema es simplificar el vino y con sus guías visuales lo hace siempre más atractivo
– Somontano y la Party de las Malas Madres que consigue que las madres más molonas, feministas, emprendedoras y fiesteras brinden con sus vinos. Igual que este mes de agosto se ha celebrado el decimonoveno festival con el slogan “vívelo”
– Wine is Social y sus vinos exclusivos con etiquetas, nombres y conceptos diseñados por millenials
– Maridajes megatotales y artísticos
En el restaurante Caelis se puede comer y beber a Picasso gracias al maridaje de François Chartier. Diez obras, diez platos, diez vinos y un gintonic final en honor a Coco Chanel. Coincidiendo con las más de 200 obras gastronómicas de la exposición que hasta septiembre podemos ver en el Museo Picasso de Barcelona. La transformación del vino en experiencia es el verdadero MUST.
Jóvenes y vino, unidos en una asociación de Valladolid
Creada por Pablo Nieto y Manuel Cuadrado es promocionar el vino de los 18 a los 35 años quedando para beber con un consumo moderado, con buena música y haciendo que la gente que les enseñe las bodegas de alrededor de Valladolid sean jóvenes como ellos y que utilicen su mismo lenguaje.

Del Calimocho al cubata

Dionisio es el dios del vino. Su mismo nombre lo dice: tiene dos caras. El vino también. Una es cultura, paisaje y gastronomía, el otro como cualquier alcohol, puede llegar a ser con el desfase, una borrachera que tiene nocivas consecuencias sociales. Por muy joven que seas, beber calimocho es una infidelidad en toda regla con alguien que no da la talla. Da muchísimo miedo cuando los adolescentes se dedican a emborracharse a base de vino malo: es el terrible botellón. Y digo temido porque por culpa de este, el vino parece estar en el saco de los alcoholes entendidos como droga o peligro social. Educar a la juventud es crear un buen consumo y responsabilidad en los actos. ¿Por qué no somos capaces de poner el vino de moda? El primer contacto con el vino fue en una primera cita en una pizzería, me explica Joan de 24 años. No conozco a nadie que un día dejara de tomar cola para tomarse al día siguiente un Cigales. Empezamos tomando café con leche y mucho azúcar un día que tenemos que preparar un examen; después llega el cortado y muchos lo acabamos tomando “ristreto”. ¿Qué tiene el lambrusco? Mucha fruta y carbónica cosa que hace que empiece a ser atractivo, aunque el producto que llegue tenga poco que ver con el genuino de la Emilia-Romagna… Pero eso ya es otro tema. Podemos enseñar a los niños el gusto de beber bien sin necesidad de emborracharse con líquidos gastronómicos que les darán una cultura sensorial que les servirá para degustar la vida. Una apología al buen beber para que los jóvenes no caigan en los tentáculos del alcohol cuando sus cerebros aún se están formando.

Lo que está de moda en el mundo del vino

Vino y amigosEn el vino hay modas como si de la alta costura se tratara. Las tendencias son los vinos biodinámicos y naturales y los vinos naranjas y blancos con alma de tintos. Podríamos decir que en el mundo del vino el pasado es el futuro. Vinos inteligentes y personalizados como se dijo en la II Jornada SOS del Vino en España organizado por Mateo and co y coordinada por Lidl con la Organización Interprofesional y moderada por el joven Master of Wine del Vino y Fernando Mora.

La primeumización

Este ha sido el tema de Exchange 2018 en Lavinia Madrid pues los millennials no tienen tanto dinero como sus padres, pero se lo gastan en productos primeum, ecológicos porque tienen gran responsabilidad social. En la película la fábrica de Chocolate Charlie descubre el último billete dorado de Willy Wonka todo el mundo le quiere comprar. Le pagarían mucho dinero y él vive en una casa sin techo con sus abuelos que no tienen prácticamente qué comer. Pero su familia le dice, no es cuestión de dinero es la experiencia. Y este es el concepto, los millenials no son tan pobres como para perderse lo que verdaderamente vale la pena porque son hedonistas y aman aprender.

Amador Marín

En su caso, con 24 años, tiene la oportunidad de poder crear cinco cartas diferentes donde intenta expresar su estilo combinándolo con el perfil y estilo de cocina de cada restaurante. Por ejemplo, en Tickets, busca vinos únicos, que hagan pensar, difíciles de encontrar y que guarden en la memoria. Cuando le pregunto por las tendencias me habla de vinos con estilos más directos, con sabores más puros y no tan transformados, es decir, “saber que estás bebiendo una variedad increíble, de una cepa única, que lo que la hace única es su localización, su clima y su suelo; se le da la importancia a lo que realmente hace grande a nuestros vinos que es “la tierra” el “terroir” y no tanto a las transformaciones que sufre el vino”. Parece que los blancos y espumosos van ganando terreno e el maridaje a los tintos.

“Dones que hi toquen”, l´original tast de Torre del Veguer a Alimentaria

L’enòloga del celler, Marta Estany, harmonitzarà música en directe amb vins, en un acte “en femení” que conduirà Meritxell Falgueras. Hall 3 B226 – Pavelló Catalunya, dimecres 18, 11h.

Dones que hi toquenTorre del Veguer torna a participar aquest any 2018 amb espai propi al saló Intervin de la fira Alimentaria.  Intervin és la principal trobada sectorial de la indústria vinícola espanyola, un saló que possibilita que les firmes participants puguin accedir a mercats emergents a l’exterior, contactar amb professionals de la distribució, la venda al detall, els comerços especialitzats i la restauració.

Torre del Veguer oferirà un singular acte protagonitzat per l’enòloga i gerent del celler, Marta Estany, i la comunicadora i sommelier Meritxell Falgueras. Sota l’enunciat de ‘Dones que hi toquen’ i el format tast-conversació es tastaran 4 vins que s’harmonitzaran amb 4 cançons especialment escollides. Cada vi i cançó representarà un tipus de dona diferent. Les peces musicals seran interpretades en directe i acompanyades de guitarra per Marta Estany i la seva amiga Marta Miquel. Segons Meritxell Falgueras, “la womanity és el que ens fa úniques”.

Aquest tast, on es degustaran vins amb tots els sentits, es farà a la sala de tastos del Pavelló de Catalunya el dimecres 18 a les 11h, hall 3 B226.

Es tastaran l’escumós de muscat Marta 2015, la fragant Malvasia de Sitges 2017, el vi icona de xarel·lo Raïms de la Immortalitat 2015 i la segona anyada del vi únic fermentat en un cup dels monjos jerònims del segle XV (Jeronimus 2016).

A l’estand de Torre del Veguer d’Intervin es presentarà alguna de les principals novetats del celler, tant els fruits de les vinyes del Garraf com les de les vinyes de Bolvir de Cerdanya. L’estand de Torre del Veguer es trobarà a l’illa dels vins catalans exactament al Hall 3 stand D418-03. S’hi presentaran del 16 al 19 d’abril les noves anyades dels vins Marta 2016 (Clàssic Penedès), X&XV 2017 (xarel·lo i xarel·lo vermell), Muscat 2017, el blanc fermentat Raïms de la Immortalitat 2015, Jeronimus 2016 i Eclèctic 2015; així com els vins tranquils i escumosos d’alçada de Bolvir.

El amor, el mejor cupaje

El amor el mejor cupajeUn buen sumiller os puede recomendar el mejor maridaje para una cena romántica. Una botella de tinto profundo que se abra lentamente para una primera cita (aunque a través de tinder y ya se haya cortado el hielo a través del móvil). Como el nuevo vino de Salus Dual en Priorat con una relación calidad-precio-placer imbatible. Un espumoso para un matrimonio que quiera ponerle chispa a su San Valentín, como De Nit, el vino de Conca del Riu Anoia elaborado por un matrimonio que hacen cupaje viticultura de Pepe Raventós y la comunicación enológica de Susana Portabella. Un blanco con fundamento para los living apart together que se regalan un menú degustación en un restaurante de moda con un blanco de Jura, el Tissot Les Bruyéres Chardonnay, por poner un ejemplo. O un rosado para los que son padres de niños pequeños y que cuando ponen a las fieras a dormir solo les queda solo energía para comer finger foods con el Scala Dei Pla dels Àngels.

“El vino brinda oportunidades de seducción, no solo por motivar la conversación, sino que permite conocer, indagar en los gustos de las otras personas.” dice Centelles. Después de leer el inmenso trabajo que hay en el primer volumen de las Bebidas (están programados ocho) con la metodología de Adrià Sapiens de la Bullipedia, le pregunto al hombre de Jancis Robinson en España, Ferran Centelles, qué vino marida con el amor. “No hay un único vino para seducir pues el interlocutor es la clave, informarse de que vinos le gustan a él o a ella para sorprender con algo de su perfil demuestra interés y genera una conversación más íntima” Es decir, que nos curremos el maridaje no según la comida (esto ya se da por hecho) y pensemos en transportar a la velada a ese país que sabemos que quiere visitar y aún no hemos podido a través de sus variedades autóctonas. Pensar en la añada que se conoció la pareja, o sorprender con un vino del año del nacimiento (según la edad nos tendremos que ir a colheitas), jugar con los nombres del vino, con las sugerencias de la etiqueta… Que el vino sea un regalo para los sentidos y no solo. La periodista Ruth Troyano me recuerda que en el amor “todo se llena de sentido” citando al gran poeta Miquel Martí i Pol. Sus libros Retrats de vi publicados por la Universitat Rovira i Virgili son una oda a los hombres y mujeres que vendimian la historia de su familia, la tierra en una de las profesiones más viscerales. Hacer vino, me dice, es una aventura que reúne humildad y naturaleza ligada por un amor profundo.  ¿Qué historias de amor hay detrás de las botellas? Una de mis preferidas es la del esposo (¿por qué siempre hablamos de esposa?) de Jean-Luc Thunevin, y la ex infermera Murielle Andraud que cuida las viñas con la delicadeza de una artista. En Saint-Emilion, con sus vinos de garaje y una inmensa capacidad de detectar si el vino huele a corcho une a esta pareja en Château Valandraud y sus otros proyectos. Y allí va los protagonistas de la historia de amor con más solera: Sara Pérez y René Barbier, forever. Se conocían desde que sus padres hicieron un proyecto conjunto en el Priorato en 1987, pero no fue hasta el 1998 que se “reencontraron” en un viaje de viticultores a California y que le siguieron al año siguiente en Borgoña (donde conectaron con un Clos Vougeot del 90) y el 2000 en Italia donde compartieron por primera vez su vino más fetiche, de Roberto Voerzio un Cerrequio del 97. La vendimia del febrero del 2001 a Achaval Ferrer en Mendoza (Argentina) en medio de viñas de malbec con mucha altura…Veinte años y cuatro hijos después siguen haciendo vinos, la misma Sara nos recomienda para conectar a dos personas el Venus Blanc y el Pedrer Rosado.

También la historia de Irene Alemany y Laurent Corrió transcurre con el telón más envidiable de la viticultura mundial. Se conocieron estudiando en Borgoña y rellenaron su amor en California y cuando tienen una mesa para dos disfrutan un buen Côte de Nuits. Aunque seguramente su brindis más especial fue cuando superaron su cáncer de pecho en el Celler de Can Roca. La fe en la investigación a través de su vino El Microscopi, cuyos beneficios se destinan al Instituto Oncológico del Hospital Uniersitario Vall d’Hebrón de Barcelona es un poema de merlot, cariñena, cabernet sauvignon y esperanza. Le pregunto a Josep Roca si conoció a su mujer Encarna haciendo de pasamano en el restaurante de sus padres y me dice que no. Quiero robarle un titular y me lo da: “En la sala dedicada a la Borgoña del Celler de Can Roca se comprometió una pareja”. Sonrío. Me cuenta sus proyectos internacionales, documentales, un viaje a Escocia y que sus hijos ya tienen dieciocho y quince años. Seguramente Pitu con los caterings que ha hecho para las mejores bodas gironines ha visto muchos brindis de blanco.

Gracias al Congreso Internacional de Gastronomía de Torres, el canadiense mejor sumiller del mundo François Chartier conoció a la que es la madre de su futura hija, la sumiller francesa Isabelle Moren. A través de las familias aromáticas de su libro más reconocido Papilas y Moléculas encuentran la armonía perfecta, también sin alcohol. La pareja más prestigiosa seguramente es la de los Master of Wines Susie and Peter, un matrimonio inglés que comparte el título del prestigioso Master of Wine, programas de tele y libros. No os perdáis su web. Una de las parejas que más admiro dentro del sector es Juan Carlos López de La Calle y Pilar, que después de más de 30 años luchando por Artadi tienen una complicidad y una inteligencia emocional única. Sé que encontráis a faltar la pareja de moda en el vino, la del zaragozano Guillermo Cruz y su colega de profesión en Mugaritz Silvia García Guijarro. Pero es que están de luna de miel en Napa Valley y no hemos querido molestarlos. En el tarot la Reina de Copas retrata el reino profundo de la emoción. Zoltan Nagy habla con elaboradoras de la península sobre los vinos que ellas mismas elaboran y que seguramente utilizan para seducir. Como Mar Galván y su garnacha del Po o Anne-Josephine Cannan y su romántica labor en Clos Figueres.

Y para acabar, mi historia personal a través del amor y del vino. Érase una vez…. Alimentaria 2010 y una presentación en el Món Vínic organizada por el reconocido periodista autor de la Guía del Champagne Jordi Melendo, donde conocí al padre de mis hijos. Caté ese Sangiovese, llamado Carandelle y me supo a gloria. Era biodinámico así que pensé en entrevistar a quien lo hacía. Te gusta porque es italiano, me dijo el ganador de mejor sumiller de Catalunya, César Cánovas. Pues a través de su vino conocí a Lorenzo Zonin. No me podía ni imaginar que me acabaría casando en medio de las viñas de vernaccia di San Gimignano en la bodega de mi suegro, Abbazia Monte Oliveto ¿Sabéis que bebemos en la intimidad después de sus múltiples viajes con sus vinos biodinámicos de Maremma Toscana Podere San Cristoforo y comom Brand ambassador de Zonin 1821 y mi lactancia materna? Cerveza de trigo sin alcohol. Porque lo que une el vino no lo separa la vida. Y colorín, colorado este cuento se ha acabado.

Artículo publicado en Vinos y Restaurantes

Gran Reserva La Scala 2011

Gran Reserva La Scala 2011Gran Reserva La Scala 2011

Jean Leon

DO Penedès

L’anyada 2011 va ser excepcional. Per això surt al mercat el vi més icònic de Jean Leon: llarga reserva (27 mesos en bótes i un mínim de tres anys en ampolla), cabernet sauvignon fruit de ceps que daten del 1963. Per celebrar-ho, a l’etiqueta d’aquest “vi de finca”, hi trobem l’obra d’art de Javier Mariscal “Capvespre a Brooklyn”. La nota de tast també és pictòrica: pebrot verd, pebre negre i fruites vermelles; en boca estructurat i un post gust cubista!

Article escrit per Time Out

Tendencias vinícolas del 2018

Tendencias vinícolas 2018

Las tendencias vinícolas del 2018 serán los maridajes completos y totales, los cócteles sin alcohol y hasta vinos servidos con tirador… ¿Quieres saber lo que nos espera por degustar este 2018? ¡Toma nota y copa!

  • Los maridajes moleculares. Ferran Centelles ya nos anunciaba en su primer libro Qué vino con este pato la ciencia de François Chartier y la delicadeza emocional de las harmonías perfectas en El Celler de Can Roca. Planeta Gastro ha publicado en castellano la obra maestra del canadiense que se ha afincado este 2017 en Barcelona Papilas y Moléculas. La carta de vinos del nuevo restaurante de Carles Tejedor tiene una carta aromática creada por Chartier donde el perfume del vino (recreado por Monegal) es el leit-motive de la misma.
  • Los cavas de “paraje calificado” serían lo que unos zapatos altos de marca: son tendencia (para pocos bolsillos) que inspiran lo que buscan el resto de los mortales. Encontrar la burbuja lo más integrada posible. Alta Alella Mirgin Exeo es un gran ejemplar de esta nueva denominación dentro la denominación cava para que su calidad sea TOP y mundialmente reconocible como ya está pasando en Estados Unidos.
  • Los tintos de pie franco de Toro, domesticados salvajemente, con estilo y elegancia aunque pasen de los 15 grados. Muy recomendable es el Dominio del Bendito 2014 con la firma de Antony Terryn. Porque los vignerons seguirán siendo los protagonistas como en los libros de Luis Gutiérrez Los Nuevos Viñadores (prologado por Robert Parker), Tras las Viñas de Roca e Inma Puig y los libros de la periodista Ruth Troyano con sus retratos de vinos (libro con colaboración a la Universidad Rovira i Virgili).
  • El eterno dilema en el camino a seguir en el mundo del vino, Burdeos o Borgoña se decanta cada vez más por esta última. Vinos continentales, suaves, delicados, enigmáticos, frescos y con taninos moderados. Por ello Galicia triunfa también con los tintos. Pero como nos recuerda Angelo Gaja, el rey del Barbaresco, los vinos como la moda es agénero: ya no existen los vinos masculinos o femeninos.
  • El “wineloverismo anticuñadismo” del colectivo decantado y sus “instacatas”. Santiago Rivas ya debutó en la tele este verano en El Comidista y ahora estas video-catas están en el canal de El País. La manera mas gamberra y “hispteriana” de acercarse al vino.
  • La micro-elaboración cervecera hasta llegar al home brewing de un público entendido y muy curioso.
  • El sexto sentido en la cata. La historia que hay detrás de cada vino y que nos cuenta el sumiller Guillermo Cruz, porque cada vez tiene mas importancia la historia personal que hay detrás de cada botella.
  • Propuestas sin alcohol, con bebidas saludables que no renuncian al buen sabor. Kombutxa, infusiones, kéfir, cerveza de jengibre y zumos especiales llenan las propuestas de los gastrobars. Qué beber cuando no bebes ha sido el mejor libro sin alcohol en España ganando el Gourmands Awards 2017.
  • El maridaje hasta el final como hace Nespresso con una propuesta muy atractiva para los restaurantes gastronómicos más estrellados. Un total look que acaba armonizando postres y cafés en una propuesta increíblemente original y maxi gourmet con un café intenso de Nepal y un capricho de la naturaleza que nos regala el Kilimanjaro Peaberry. Y nunca pasan de moda, y cada vez se llevan más los cócteles con base de café.
  • Vinos de km0: se acabo pedir un Rioja si estamos en Ribera. Los vinos que mejor casan con la comida del sitio esta claro que son los que se casan con los vinos que son el vecino de al lado.
  • Sigue la curiosidad por las variedades autóctonas o las menos conocidas, como el nuevo vino de la variedad Mandó de Abadal.
  • El cliente cada vez más abiertos al sin DO. Eric Vicente, sumiller por casi diez años del Restaurante con una estrella Michelin de Barcelona “Cinc Sentits” dice que su clientela se deja recomendar y que han perdido el miedo a degustar a los vinos que no están dentro de una denominación de origen.
  • Seguirán los rosados, secos, muy pálidos estilosos y gourmets, tanto tranquilos como con burbujas, como la propuesta más glamourosa de cada mesa. No os perdáis los rosados de bobal, como Parreño 2017 que ha escogido el comité de cata del Consejo Regulador de Utiel-Requena como representación.
  • Lluís Tolosa, autor de mas de 19 libros sobre cultura vinícola (y ganador de mejor libro para profesionales con su último libro “Marketing del Enoturismo: 12 errores, 12 propuestas”) dice que en el sector del vino encontraremos la irrupción de nuevas maneras de consumirlo, la más destacada de ellas será la implantación en los bares del vino servido con tiradores, como las cañas de cerveza.
  • Complementos de vinos personalizados. No os perdáis la posibilidad de poner vuestra foto en un abridor de Pulltap´s (¡así ya nadie dudará de quien su dueño!)
  • En términos de coctelería hablamos con la especialista de las Marc Calpena, especialista de la materia por ello trabaja en El Bulli Foundation. Este cupaje de bartender y periodista nos habla de la gastrococtelería que cada vez en España se toma más seriamente y el modelo de los guest bartendings que tanto éxito tienen. El destilado más aclamado será ron ultrapremium y el prebatch (los cócteles previamente mezclados) que les augura aún más peso.
  • Rafa Lozano, redactor del Magazine de La Vanguardia y coordinador de la sección “vino”, nos habla del vermut español que está cogiendo grande proyección mundial gracias a los nuevos jerez.
  • También Lozano nos recuerda que la climatología está afectando con creces el mundo del vino: sequías en Europa y Sudáfrica y sobretodo los desastrosos incendios en Califromia. Y en contrapartida los Champagnes hacen más vintage y se pueden elaborar excelentes espumosos en el Reino Unido.
  • “Compartir” no es solo un restaurante con dos estrellas Michelin, también es el lema de los nuevos formatos. Ya sean mágnum ya sean a copas para poder pasar los controles de tráfico. Por ello la tendencia de vinos con baja graduación alcohólica o desalcoholizados serán siempre más consumidos.
  • David Molina, de la escuela Outlook Wine de Barcelona nos anuncia que el precio, la calidad, el diseño y el precio de los vinos también en las grandes superficies hace un paso cualitativo. Este magnífico wine coach también nos habla de los deberes que hacer en este 2018 con términos polémicos que han de ser más claramente divulgados como biodinámico, natural, sin sulfitos, artesanal o craft wines. ¡Tenemos toda una para descubrirlos!

Artículo publicado en Vinos y Restaurantes

Tècniques de determinacions enològiques

Heus ací un llibre de ciència, un llibre escrit des del rigor, la intel·ligència i la formació d´una dona que ens hi ofereix tota la seva experiència i el treball de molts anys. Un llibre bàsic per als enòlegs i per a tots aquells qui es dediquen a qualsevol tasca relacionada amb els vins i llur elaboració.

Tanmateix, la publicació d´aquest llibre, el fet de donar-lo a llum, es deu a la força d´una amistat de curiosa història.

Les vint-i-dues noies van acabar plegades el curs de Preuniversitari. Corrien els anys seixanta. Algunes es coneixien des dels primers anys d´escola; d´altres s´hi anaren afegint. La Concepció fou de les primeres. El grup s´anà consolidant; i de companyes infantils van passar a amigues adolescents. En acabar el col·legi, aquell adéu amb un «ja ens veurem», «ja ens trucarem» va quedar en això: unes paraules rodolant per les trajectòries individuals, Cadascuna seguí el propi camí. Unes havien fet Lletres, d´altres Ciències, la Concepció era d´aquestes últimes. La seva vocació ja es reflectia en el posat seriós i en les aptituds per a investigar

I el temps va passar; i les nenes oblidaren de mica en mica la història comuna.

Fa justament un any, dues d´aquelles «nenes» es van trobar per casualitat a l´Ateneu Barcelonès. Havien passat 49 anys! I de sobte ambdues sentien que el lligam d´aquella amistat s´enfortia de manera estranya. Tenien una vida ja feta, moltes experiències diferents; havien recorregut viaranys molt allunyats; en definitiva, havien viscut, havien crescut, però no s´havien deixat mai.  El temps   s´esborrà en un segon i amb una il·lusió adolescent  -i molta paciència-  referen el grup, ara de vint, perquè dissortadament dues ja no hi eren.

Acabava de néixer el club de les retrobades. En una trobada, la Concepció els parlà d´»uns escrits» i les altres  «ex-nenes» li donaren l´empenta i el coratge que necessitava per a publicar-los, i que potser sense aquella casualitat a l´Ateneu, sense aquell caprici de Cronos, mai no hauria tingut.

Per això totes elles se senten «padrines de la criatura de paper» i orgulloses de l´autora.

La ciència també pot tenir una fórmula d´il·lusió i un component d´amistat

SÍ, QUIERO: CASARME CON UN BUEN VINO

“Donde no hay vino no puede haber amor” Eurípides

Decid sí a los vinos que os dan placer, que divierten a los invitados, que hacen meditar las almas y brindar alzando el corazón. Podéis decantaros por marcas reconocidas con pedigrí o sorprender a vuestros invitados con una selección especialmente pensada para el momento y explicar su gusto (y el vuestro) en las minutas. Un consejo: no dudéis en escoger formatos grandes tipo mágnum (1.5 litros el doble de la botella estandard) o hasta 3 litros (más no porque es difícil de mover). Pues los vinos están más afinados. Sobretodo han de ser vinos que hablen vuestro idioma y casen con el menú. No estrictamente blanco con pescado y tinto con carne, si no vinos que potencien la calidad aromática del vino y el sabor de la comida. Porque como los buenos matrimonios el maridaje debe ayudar a hacer brillar más a la suma de las partes que por separado. Por ello si servís marisco no tiene sentido acompañarlo de un tinto con cuerpo, porque gritará demasiado para que escuchemos la sinfonía salina del mar. Pero un pescado muy elaborado y guisado con un tinto de poco cuerpo (como por ejemplo de Pinot Noir) puede satisfacer a todos.

¿Quién va a catar el vino? Pues ese día nadie cercano entendido va estar en condiciones de poner la nariz cada vez que se abre una botella para comprobar que está en buen estado, por ello está bien que fichéis un sommelier que dé las direcciones a los camareros. Él podrá marcar no sólo el ritmo de la combinación con los platos, si no también velar porque la temperatura de servicio sea la correcta. Según la selección podréis reservar las mejores copas acordes con las características de los vinos a degustar. Una tipo flauta para los espumosos, una tipo burdeos para los tintos y una con menos diámetro para los vinos blancos. Para que las botellas gocen del mejor dress code. hay complementos que marcan la diferencia pueden ser los drop-wine (láminas plateadas), o el clásico collar de baco plateado en el cuello de la botella. Es decir como un anillo para casaros con vuestros vinos preferidos.

Es vuestro día así que el brindis, que es ofrecer a los dioses el cáliz deseando salud, está de vuestro lado. El vino da mucho juego. Desde una etiqueta personalizada a pensar en maridar con la decoración. Si escogéis un espumoso tipo cava podéis poner “especialmente degollado” para la ocasión. Es el momento donde se pone el licor de expedición al cava y demostrará que está fresco y en plena forma para chocar con las copas de los comensales. Podéis jugar en servir añadas especiales del año en que os conocisteis para poder beber el sol que acarició vuestros primeros besos. O abrir un fortificado del año de vuestro nacimiento. Ese día el vino calmará el corazón y os sentará genial si bebéis en la justa medida. Y miraros a los ojos por si es verdad que si no lo haces te quedan 7 años de mal sexo… ¡que no es cuestión de gafar la noche de bodas!
fotosistematanoidue

Publicado en la revista Vinos y Restaurantes de febrero del 2017

¡MARIDAJES PARA LAS FIESTAS!

meritxell-vivanco-1La suma de la parte sólida con la líquida debe brillar más que por separado. También podemos armonizar el vino (hay gente que prefiere utilizar este verbo al de maridar) con un buen libro y según la celebración. Antes de las fechas claves hay que revisar nuestra bodega diseñando el menú en función de los vinos. Las fiestas navideñas pueden ser la mejor excusa para poder abrir diferentes botellas, y porqué no, cada vino con su plato… ¡Un día es un día! Una tendencia de los maridajes es estar más atentos a la cantidad. Tal vez con una sopa no haga falta poner tanto vino y para un plato salado necesitamos una bebida de trago largo. También la temperatura del plato, del lugar puede marcar la pauta. Está prohibidísimo hacer combinaciones del vino con alcachofa o el vinagre que nos envuelve la boca de ácido desvirtuando el sabor del vino. Pero al final lo que no pega con ninguna buena copa son las malas noticias o las caras largas que avinagran la mejor de las añadas. Porque la única regla de los maridajes es: ¡que no hay reglas!

¿Cómo degustar una “cobra”?

WOMANEn teoría sabemos o no que alguien tiene ganas de conectar por su lenguaje corporal. Con el vino pasa lo mismo. Su aroma nos dice muchas cosas de cómo va ser cuando nos bese. Por ello, no deberían de haber sorpresas después de analizar que el color es el correcto por la añada, que está brillante y que su perfume nos embriaga… Pero aún así hay vinos y situaciones que pueden hacer girar la cara o brindar sin ni siquiera probar la copa. Lo que equivaldría a apartar la cabeza a un ex cuando intenta plantarte un beso en esos labios conocidos. De eso sabe bastante la reina, que cada vez que alza la copa ya no hace ni el gesto de acercársela a la boca. Es que dice que ahora es abstemísima. Por no hablar de esas personas que no te miran a los ojos al brindar… ¡merecen 7 años de mal sexo! ¡cómo mínimo!
¿Y qué pasa si te dan un buenísimo vino de Sancerre con olor a pipí de gato? Es una de las notas de esta tipología de Sauvignon Blanc y no quiere decir ni mucho menos que esté en mal estado. Porque también lo hay con olor a espárragos si esta misma variedad viene de Nueva Zelanda. Y no es que han mezclado nada raro al fermentarlo. Se trata del terroir, del punto de maduración de la uva cuando lo han recogido y de otras cosas que nos pueden parecer poco importantes y que lo son mucho, como el tipo de levaduras, la climatología y la elaboración. Pues eso, que si te echara para atrás el olor del vino…¿le harías la cobra? Recuerda quesos como el roquefort… ¡la peste que hacen y lo bien que saben!
Para los vinos que están en mal estado como los que huelen a vinagre, a demonio (por un exceso de sulfitos) o a corcho, es totalmente lícito pedir otra botella. Aunque si a la segunda el vino sigue sin dar la talla, cambia de marca, ¡porque está destinado a no ser tu tipo! ¡Y el sumiller te va acabar cogiendo manía!
También hay vinos que se clarifican con gelatina de huesos que se comercializa en polvo que provocaría el rechazo automático de nuestros amigos veganos. Por ello informaros bien que no se haya utilizado productos de origen animal como clara de huevo o caseína modificada antes de llevar vino a vuestro vecino vegetariano porque es un feliz zumo de fruta fermentado. Hay muchos vinos orgánicos que no utilizan productos de origen animal solo hace falta informarte bien porque no están obligados a mostrarlo en el etiquetaje.
Un último consejo, para suavizar la humillación siempre está bien una sonrisa, y al menos, compartir una botella de vino. Sobre todo cuando te escapas como una serpiente a lo Bisbal, de esa valiente muestra de amor de una mujer como Chenoa. Porque si hay malentendidos, con una copa de vino, se aceptan mejor.

El vino también puede ser light

Wine ToursEstás motivadísimo a hacer dieta y entre semana te ha ido de maravilla. Pero llega el fin de semana y tu amigos te esperan con una cañita y sus patatas bravas… te pones de muy mal humor, celoso y quieres irte o pecar. Pero hay una buena noticia. Buenísima, gustosa y con una aroma que enamora. Y para más inri con un buen postgusto, glamour y gastronómica. El alcohol engorda, está claro, bueno como dice el chiste…¡ somos nosotros los que nos engordamos! Al final todo menos el aire lo hace. Elegir bebidas bajas en calorías y en azúcar puede ayudar muchísimo a rebajar nuestra culpabilidad.
Empecemos por el principio asintiendo que el vino es un alimento. Concentraros ahora a poner la cara de sorpresa del emoticono del whatsup porque… ¡ayuda a adelgazar! ¿Cómo? Los científicos de la Universidad de Purdue en Indiana han demostrado que el resveratrol del vino tinto puede reducir nuestro peso. Para ser más exactos esta maravillosa sustancia natural se llama piceatannol y es un metabolito del afamado antioxidante de los antocianos (la materia colorante de las uvas tintas). Ya ha pasado el momento técnico, o no. Hablábamos del piceatannol que tan sabiamente bloquea los procesos celulares que permiten el desarrollo de las importunas células grasas. Es por ello hay dietas que incluyen una copa (tampoco nos pasemos) de vino al día ya que reduce en un 30% las posibilidades de padecer obesidad, previene las enfermedades coronarias, es vasodilatador y tiene propiedades antiinflamatorias entre otras bondades para la salud.
Sobre las calorías…
Todos sabemos que cuánto más grado alcohólicos tiene una bebida, mayor es el número de calorías que contiene. Hasta aquí llegamos. Por esa regla de tres, los destilados engordarían mucho más que los vinos (estamos hablando de 40 grados versus circa 13). Las calorías del alcohol son vacías, aportando una gran cantidad de energía calórica sin nutrientes que el cuerpo asimila como una energía “extra” y en vez de quemarla, la guarda y la almacena en forma de temida grasa (también denominado “michelín” y sin estrellas). Un grado de alcohol puro contiene siete calorías . Si nos ponemos finolis una copa de tinto tiene más que una de blanco. Pero nada que no se pueda arreglar con un filete a la plancha con verduras y una lenguado al vapor para maridarlos.
Hay una verdad a voces que no se dice: el vino da hambre. Aunque el efecto del alcohol en el metabolismo también ayuda a quemar calorías más rápido de lo normal. Al final el secreto es este: para bajar peso hay que quemar más calorías que las que se consumen. ¿Un consejo de sumiller? Después de haber hecho un buen ejercicio físico y mental, el vino aún sabe mejor, aunque sea con un filete de pollo y ensalada…

Maridando Nespresso con los vinos de Rioja Alta

Ristretto India un café con mucho cuerpo, intensidad y carácter de arábica con un toque de Robusta del sur que le da un agradable y largo final. Tiene un molido muy fino para potenciar su sabor. Notas frutales, cedros y especies como la vainilla, la pimienta y el cardamomo.
Viña Tondonia Tinto Reserva 2004
Aromas terciarios con un buen equilibrio entre las especies y el balsámico, buena acidez y mejor persistencia.
Prado Enea Gran Reserva 2004
Un vino intenso, profundo, con un bouquet interesantísimo y unos taninos afinados por la crianza en botella

Lungo Origin Guatemala, este grand cru único origen es una mezcla de arábicas y robustas lavadas (el lavado reduce la aspereza y aporta una suavidad única) de gran calidad. Para ser degustado en formato de 110 ml con sus equilibradas notas secas, malteadas y de cereales. En boca es muy sedoso.
Viña Pomal Rosado 2015: viura y garnacha por método sangrado con una suavidad y frescor exquisitas.
Viña Ardanza 2007: la elegancia del tempranillo y la garnacha de un vino que nunca pasará de moda.

Espresso Origin Brazil es un arábica puro de Brasil de dos variedades el cerrado (sin lavar: rica complejidad) y el sutil y dulce de la arábica Bourbon Rojo y Amarillo. Intensidad 4
Cune Reserva tiene unas notas elegantes de cereza y frutos rojos con un gusto muy limpio.
Gómez Cruzado Blanco 2015: viura y tempranillo blanco con 5 meses de roble y criado en sus lías.

Espresso decaffeinato denso y potente de intensidad 7, deliciosas notas de cereales y de cacao.
Roda I tiene el corazón de tempranillo con un 5% de graciano envejecido durante 16 eses, taninos finos y un final muy gustoso
50 sombras de grey - Meritell Falgueras

Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies