Los amantes de baco

http://fr.youtube.com/watch?v=BsUFGvoa03E

¿Te puedes casar con el vino? Los sumilleres que conozco están más tiempo con el líquido fermentado que con sus parejas. ¿Podrán entender las medias naranjas que preferimos a las uvas que ellos? ¡Cuántos fines de semana pasado entre viñas sin ir a cenas románticas! El silencio del vino llena más que muchas conversaciones, siempre es nuevo, sorprendente, encantador… ¿cómo poder luchar algo así? El amor lo puede todo, pero delante una cata vertical de Chateaux d’Yquem quien no le haría el salto a su pareja y la dejaría en el sofá… El cuerno de la abundancia, así lo llamaban en Grecia…

Comments

  1. Me encantó tu blog…fui a otra nota de diciembre y pensé que no estaba actualizado…volveré por acá…mis salud!(os)

  2. olvidé decirte que aún no logro disfrutar el vino en soledad….para mí es en pareja, con amigos….una buena conversación….es un mundo que aún no puedo disfrutar sola.
    Saludos desde Chile.

  3. Lo que tengo claro es que no seria amante de Baco. Aun gustándome mucho el vino. Ya se sabe uva y queso saben a beso. Tengo pasados fines de semana entre viñedos más románticos que una cena ídem. El vino es disfrute, conversación, placer, por lo tanto mejor en compañía. No cambiaria una compañía por ningún vino. Hay que saber diferenciar entre afición y pasión. Nunca la abundancia fue recomendable.

    Salut i bones bombolles

  4. Me ha encantado eso de la uva y el queso saben a beso… yo sólo me sabía la “que no te la den con queso!!!”

  5. Está claro que el mejor vino es el que bebemos con la persona especial… tal vez estaba un poco “destroyer” con San Valentín”….

Speak Your Mind

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies